China aprueba la ley de inversión extranjera

BEIJING, 15 mar (Xinhua) — El máximo órgano legislativo nacional de China aprobó hoy viernes la ley de inversión extranjera, una legislación histórica que proporcionará una protección más fuerte y un mejor entorno empresarial para los inversionistas extranjeros.
Alrededor de las 9:00 (hora de Beijing) del viernes, una abrumadora mayoría de los diputados votaron a favor de la ley en la reunión de clausura de la segunda sesión de la XIII Asamblea Popular Nacional (APN), máximo órgano legislativo de China. La ley entrará en vigor el 1 de enero de 2020.
La norma, que unifica disposiciones para la entrada, promoción, protección y administración de la inversión extranjera, es una ley nueva y fundamental para la inversión extranjera en China.
La ley tiene como fin mejorar la transparencia de las políticas de inversión extranjera y asegurar que las empresas de capital foráneo compiten en igualdad de condiciones.
El estado gestionará la inversión extranjera de acuerdo con el sistema del trato nacional del pre-establecimiento más una lista negativa, según estipula la ley.
Las empresas de inversión extranjera disfrutarán por igual de políticas gubernamentales que apoyen el desarrollo de las compañías y podrán participar en el establecimiento de normas en igualdad de condiciones y en la contratación pública mediante la competencia leal, de acuerdo con la ley.
El estado protegerá los derechos de propiedad intelectual de los inversionistas extranjeros y las empresas de inversión extranjera, indica.
La ley envía la señal de una mayor transparencia, y aumentará el atractivo del mercado chino para el capital extranjero, señaló Vivian Jiang, vicepresidenta de Deloitte China.
Con la nueva ley, China será capaz de proteger mejor los derechos e intereses legítimos de los inversionistas extranjeros y crear un entorno empresarial basado en la ley que sea internacionalizado y favorable.
Después de entrar en vigor, la ley unificada reemplazará las tres leyes vigentes sobre las empresas mixtas de capital chino-extranjero, empresas de propiedad absoluta extranjera y empresas mixtas contractuales chino-extranjeras.
La ley sobre las empresas mixtas de capital chino-extranjero entró en vigor en 1979, poco después de que el país comenzara a aplicar la política de la reforma y apertura. Las dos últimas fueron promulgadas en la década de los 80 del siglo pasado. Durante las últimas décadas, éstas han proporcionado salvaguardas jurídicas efectivas para las firmas extranjeras, pero ya no son proporcionales con las necesidades de la reforma y apertura en la nueva era.
A finales de 2018, unas 960.000 empresas de capital extranjero se habían establecido en China, con una inversión directa extranjera acumulada superior a 2,1 billones de dólares. La inversión directa extranjera en China se ha posicionado en primer lugar entre los países en desarrollo durante 27 años consecutivos, según la Conferencia de la ONU sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, según siglas en inglés).
La nueva ley muestra la voluntad y la determinación de China de seguir adelante con la reforma y apertura en un nuevo contexto histórico, destacó Wang Chen, vicepresidente del Comité Permanente de la APN. “Es un testimonio completo de la determinación y la confianza de China en la apertura más amplia al mundo exterior y en la promoción de la inversión extranjera en la nueva era”.
“Para las empresas extranjeras en China, creo que todos están esperando que se apruebe la ley, ya que creará un campo de juego nivelado”, señaló Harley Seyedin, presidente de la Cámara Americana de Comercio en el Sur de China.
Según una encuesta de 240 empresas realizado por esta cámara, los encuestados planean aumentar sus presupuestos de reinversión de beneficios en China este año a un total estimado de 19.400 millones de dólares, un aumento del 40 por ciento respecto a 2018.
“La ley hará que más personas confíen en China”, aseguró Adam Dunnett, secretario general de la Cámara de Comercio de la UE en China.

(190315) — BEIJING, 15 marzo, 2019 (Xinhua) — La segunda sesión de la XIII Asamblea Popular Nacional (APN) celebra su reunión de clausura en el Gran Palacio del Pueblo, en Beijing, capital de China, el 15 de marzo de 2019. (Xinhua/Liu Bin) (da) (ce)

Comments are closed.